Cómo limpiar las planchas de vapor

Está claro que los electrodomésticos nos facilitan las tareas cotidianas. Hacen que nuestro hogar se vuelva cada vez más cómodo y eficiente. Lo que al final buscamos todas, ¿verdad?. Hoy me acompaña Casa experto para hablaros sobre las planchas de vapor. No sólo de cómo limpiarlas para que nos duren el máximo tiempo posible sino de qué tener en cuenta a la hora de comprarlas. Inmediatamente, veremos cómo limpiar las planchas de vapor y más cosas.

Ya en su día te di 6 Pequeñas costumbres que ayudan a planchar menos. Aunque tal y como te conté, prácticamente no plancho. Sí que dispongo de plancha de vapor. Para poder utilizarla en esas contadas ocasiones la mantengo limpia y en buenas condiciones. Seas, como yo, de las planchan poco, de las que planchan mucho o de las que plancha medianamente, veamos cómo mantenerlas limpias y en las mejores condiciones de uso.

Sigue leyendo y aprovecha para saber cómo limpiar las planchas de vapor en 8 fáciles pasos.

También, te puede interesar leer este post 7 Cosas que es mejor no hacer al lavar la ropa.

¿Qué tener en cuenta al elegir una plancha de vapor? 

En primer lugar, decir que antes de comprar una plancha de vapor es esencial hacer una selección previa. Vale la pena dedicar un tiempo haciendo una búsqueda por internet hasta encontrar las mejores planchas de vapor.

Esta elección nos ayudará a esquivar las dificultades que a menudo surgen al adquirir productos de menor calidad o que no cumplen con nuestras necesidades. Y así poder prevenir los posibles inconvenientes que surjan de una mala elección con los aparatos domésticos.

Optar por una plancha de vapor de buena calidad nos asegura, dos cosas: un rendimiento excepcional y una mayor durabilidad. Lo que al final acaba justificando que invirtamos un poco más de dinero en la compra.

A la hora de cuidar de nuestras prendas, las planchas de vapor son una opción destacada por las siguientes razones: 

  • Eficiencia Energética: Las planchas de vapor suelen calentar más rápido que las planchas tradicionales, lo que se traduce en un menor consumo de energía. 
  • Versatilidad: Son adecuadas para una amplia gama de tejidos, desde los más delicados hasta los más robustos. Su uso evita dañar la ropa debido al exceso de calor. 
  • Facilidad de uso: Las planchas de vapor suelen ser más ligeras y manejables que las planchas tradicionales, lo que facilita su uso y reduce el tiempo de planchado. 
  • Mejor Acabado: Proporcionan un acabado más profesional a las prendas, eliminando las arrugas más difíciles. 

¿Es bueno usar agua destilada para la plancha de vapor ?.

De igual forma que pasa con cualquier otro electrodoméstico, las planchas de vapor durarán más y en mejores condiciones si las cuidamos. Por este motivo es recomendable hacer una limpieza de forma regular. Un poquito más abajo veremos cómo de fácil es mantenerla a punto.

Ciertamente, estos dispositivos están diseñados para ser muy eficientes, aunque pueden acumular minerales y residuos con el tiempo. Sobre todo, cuando utilizamos agua del grifo. Especialmente, si vivimos en una zona cuya agua es dura, nuestra plancha acabará acumulando cal, rápidamente.

Para prevenir esto y alargar la vida práctica de nuestra plancha, los fabricantes recomiendan usar agua destilada o desmineralizada. La podemos usar directamente del envase o  también mezclada al 50 % con agua del grifo.

Este tipo de acumulación puede obstaculizar un buen rendimiento de la plancha. Por lo que es vital realizar un mantenimiento frecuente para que siga funcionando a su máxima eficiencia.

Style by Emily Henderson

Cómo limpiar las planchas de vapor.

Las planchas de vapor requieren de un mantenimiento adecuado para su buen funcionamiento y durabilidad. Inmediatamente, encontrarás el paso a paso para limpiar las planchas de vapor y mantenerlas en las mejores condiciones posibles.

Seguir una rutina de limpieza puede prevenir problemas comunes como: la dispersión desigual del vapor o la aparición de manchas de agua en tus prendas durante el planchado. 

Con los ocho pasos que veremos a continuación, podrás limpiar de forma segura y efectiva tu plancha de vapor. Es un método sencillo y simple que garantizará una vida útil más larga y un rendimiento superior.

#4 pasos con la plancha apagada y desenchufada.

Primero, daremos cuatro pasos en los que la plancha tiene que estar apagada y desenchufada.

  1. Desenchufar y enfriar: Antes de comenzar, hay que desenchufar la plancha y dejarla enfriar para evitar quemaduras. 
  2. Vaciar el depósito de agua: Si tu plancha tiene agua restante, asegúrate de vaciarla.
  3. Preparar una solución de limpieza: Puedes hacer una mezcla de agua y vinagre blanco (todo un básico en la limpieza) en partes iguales. Esta solución natural es ideal para desincrustar los depósitos de cal que pueden acumularse en tu plancha. 
  4. Llenar el depósito con la solución mencionada: Asegúrate de que la plancha está fría y luego llena el depósito con la solución que has preparado.

#4 pasos con la plancha encendida.

A continuación, veremos cómo utilizar esta solución de limpieza para eliminar efectivamente los residuos y los depósitos de cal de tu plancha de vapor.

  1. Encender la plancha y ajustar el calor: Una vez que el depósito está lleno con la solución de limpieza, enciende la plancha. Ajústala al nivel de calor más alto que sea seguro para tu modelo. Este paso es crucial para permitir que la solución penetre y disuelva los depósitos de cal. 
  2. Activar el vapor: Después de unos minutos de calentamiento, activa el vapor. Esto permitirá que la solución de limpieza se distribuya por toda la plancha. Y llegue incluso a las áreas más difíciles de alcanzar. 
  3. Limpiar las salidas de vapor: Mientras el vapor está funcionando, utiliza un cepillo de cerdas suaves para limpiar suavemente las salidas de vapor en la base de la plancha. Asegúrate de hacer esto con cuidado para evitar dañar estas delicadas áreas. 
  4. Vaciar y enjuagar: Deja que la solución de limpieza actúe durante unos 10 a 15 minutos. Apaga la plancha y desenchufa. 

Para acabar tienes que vaciar la solución restante. Seguidamente, enjuaga el depósito de agua con agua limpia. Es posible que necesites hacer esto varias veces hasta eliminar por completo la solución de limpieza y los residuos disueltos. 

Después de este proceso de limpieza no sólo mantendrás tu plancha en óptimas condiciones, también mejorará su rendimiento y prolongará su vida útil. 

Por consiguiente hay que decir que cuidar de tus electrodomésticos es tan esencial como elegir el correcto. Una plancha de vapor bien cuidada puede proporcionarnos años de servicio haciendo que nuestra ropa quede impecable. Con los simples pasos de limpieza que vimos antes, te aseguras de que tu plancha de vapor siga siendo tu aliada de confianza en casa.

Recuerda, un pequeño esfuerzo de mantenimiento puede marcar una gran diferencia en su rendimiento y durabilidad. ¡Feliz planchado!.

Cristina, Consejera de orden, visual merchandiser y creadora de ordenyespacios.com

Autora de Aligera tu casa Simplifica tu vida y 5 Semanas para ordenar tu casa.

¡Puedes seguirme en Instagram!.

¡Nos vemos pronto!.

Comparte si te gustó

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio